Autoconciencia, revisando mi ser

DSC06305

Hay momentos en que la vida nos exige hacer un alto. Son momentos de crisis, momentos de plantearnos metas, momentos de realizar cambios, momentos de tomar decisiones, momentos en que no nos sentimos conformes con lo que estamos viviendo.
Para mi este es un momento de cambios, decisiones, nuevas metas, re-conocimiento y re-conexión conmigo misma.
Para mi es un momento sumamente enriquecedor en que me estoy redescubriendo, analizando, observando y encontrando tanto fortalezas como debilidades que no las tenía conscientes.
Estoy recordando procesos en que la vida me obligó a tomar decisiones que me hicieron feliz como casarme, tener mis hijos, que me hicieron sentir realizada como mis estudios, drásticas como salir de mi país Ecuador y venir a vivir en Venezuela, etc, etc. etc.
Estoy haciendo mi biografía y ésto me ha llevado a recordar lo dura y difícil que fue la vida en algunos momentos pero qué maravilloso ha sido observar que siempre estuve rodeada de amor, de reconocimiento, de respeto. Hermoso ha sido observarme tomando retos a pesar de los temores y ser tan terca que no me importaban los obstáculos para lograrlos. Mis viajes a la India son para mi un motivo para sentirme feliz, realizada, exitosa pues han significado un despertar de consciencia espiritual y un sentirme una mujer valerosa, guerrera y decidida.
Hay áreas en las que debo trabajar mi ser espiritual y emocional para continuar en mi proceso de madurez humana y evolución espiritual, áreas que son importantes y no debo descuidarlas. Hoy más que nunca me siento satisfecha con quien soy, feliz de quien soy y sobretodo agradecida con Dios, con la vida, con el Universo, con cada uno de los seres que de cualquier manera se han cruzado en mi camino y obviamente con los seres que forman y han formado mi círculo familiar como lo son mis padres, mis abuelas, mis tios, mis sobrinos a quienes adoro, mi ex esposo y por sobre todo esos dos seres de luz que son mis dos hijos que han sido mis maestros, amigos, mis motivos de mi inspiración.

Debo hacer un reconocimiento a mis amistades pero lo haré de forma separada, en otro momento porque hay seres que han marcado mi vida.

Gracias a cada uno de ustedes que con su presencia, sus comentarios, sus opiniones, sus cuestionamientos, sus buenas vibras, sus buenos deseos me ayudan a continuar con
positivismo, fe y esperanza.

Cuando digo que los quiero es verdad, así lo siento porque para mi todos somos uno, no importa quién eres o dónde estés, igual te siento espiritualmente cercano a mi.
Hoy he decidido compartir este proceso que estoy viviendo en honor a ustedes que han tomado mi mano y caminan a mi lado, viven y vibran con mis procesos y me permiten vivir y vibrar con los suyos
La luz de Dios en nosotros celebra su presencia eternamente en nuestros corazones
Namasté